De Guerra y de Amor – Capítulo XVI


XVI

Cuando para nosotras parecía que solo habíamos pasado unos pocos días con papá y el abuelo, llegaron las cartas anunciando que en poco tiempo ya debían partir nuevamente.
¿Qué podíamos hacer?, iba a ser así por mucho tiempo más, si todo salía bien. Ellos viajando y volviendo, nosotras esperando sus cartas. No teníamos de qué quejarnos: mientras en muchas casas estaban todos mirando el techo por falta de trabajo, los dos hombres de la nuestra tenían uno y traían un sueldo.
Así, los días pasaron rápidamente y cuando volvimos a ver el calendario ya era tiempo de que se marcharan.
Los saludos fueron pronunciados y sin más, papá y el abuelo volvieron a hacer sus maletas y encender la caldera del gran barco en el que trabajaban.
Como de costumbre, prometieron escribir cuando tocaran puerto y traer chocolates (si hallaban alguno no muy costoso).
Al regresar a casa, luego de verlos partir, descubrí que mamá ya había perdido la costumbre de disimular la cara larga.
De este modo pasaron varios años: papá y el abuelo llegaban, pasaban uno o dos meses con nosotras y luego regresaban a la mar. Cuando recién se habían marchado todo estaba perfectamente: teníamos cierto dinero, el campo estaba en perfectas condiciones porque ellos habían labrado la tierra con mayor dureza y podado los árboles más grandes. En casa todo funcionaba bien. Pero luego del primer mes sin ellos las cosas comenzaban a complicarse: el dinero decrecía rápidamente y era muy poco el que nos enviaban. El campo empezaba a necesitar mantenimiento más rudo que el que realizaban mi madre y mi abuela. Y en casa las cosas se deterioraban: la cerca se vencía, las sillas se gastaban… y tanto mi madre como mi abuela eran cada vez más grandes y enfrentaban todo aquello con menos ánimo. Yo creía que lo único que les hacía falta era renovar un poco la situación. Sí, eso era… ¡necesitaban un cambio!, pero lamentablemente yo no veía esperanza de poder brindárselo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s